Usted está aquí

Entramos en la recta final de este año y uno de los últimos trabajos que verá la luz antes de que llegue 2018 es la web del Ayuntamiento de A Pobra do Brollón (Lugo). Una web que, además de la obligada parte institucional, está centrada en la información turística, secciones muy visuales que pretenden dar difusión a un municipio no muy conocido fuera de nuestra provincia, y que es un verdadero paraíso natural entre la Ribeira Sacra y la sierra de O Courel. Por supuesto, estáis tod@s invitad@s a visitarlo!

Concello de A Pobra do Brollón

Hay lugares en los que nos gusta perdernos, perdernos por voluntad propia. Perdernos para encontrarnos en caminos, en “soutos”, a un lado de un río. Eso sucede en el Ayuntamiento de A Pobra do Brollón.

El municipio de A Pobra do Brollón está situado en el sur de la provincia de Lugo, pertenece a la comarca de Lemos y forma parte del territorio Ribera Sacra, además limita con el Ayuntamiento de O Courel. Estas circunstancias geográficas hacen que en el mismo término municipal tengamos paisajes muy variados y multitud de opciones para disfrutar de la naturaleza. El término municipal está afectado además, por dos espacios protegidos: LIC Río Cabe y LIC Ancares-Courel.

A Pobra do Brollón es tradición y naturaleza. Tradición a través de un pasado vinculado a los “soutos”, a la montaña, a la minería, a la agricultura y a la naturaleza porque esconde multitud de secretos en cuevas, bosques, ríos y riberas. Parajes sin contaminar por el hombre que nos permiten una sintonía absoluta con la naturaleza.

Los ríos Cabe, Saa, Lor y Sil llenan de vida este territorio, creando profundos valles. Mientras en la zona de montaña, la realidad es otra, en aldeas como Parada de Montes el tiempo parece detenerse, o incluso que volvamos al pasado. Parada es, sin duda, una visita etnográfica inexcusable como aldea de montaña y, muy cerca, en Salcedo, la etnografía se vincula directamente con la tradición del carnaval. El lunes de carnaval el Oso sale a las calles de la aldea para amedrentar a jóvenes y mayores. Durante días los vecinos celebran la fiesta con representaciones teatrales y diversas actividades que congregan cada año a más visitantes.

A Pobra son numerosos castros, “soutos y sequeiros”, además de un pasado minero que crea paisajes insólitos, aunque la mayoría está bajo tierra.

Iglesias (Veiga y Ferreiros, románicas), capillas, molinos, pazos, casas grandes y puentes como el de Barxa de Lor terminar de dar color a un cuadro imprescindible para quien quiera acercarse a la autenticidad de un municipio único.